lunes, 30 de noviembre de 2009

FRINGILIDOS ENJAULADOS

Recientemente ha surgido una polémica en el foro ornitológico de SEO (Avesforum) acerca de la adquisición en España de fringílidos silvestres para su tenencia en cautividad y, en la mayoría de los casos, en vez de aportarse información real sobre la cuestión, no se ha hecho sino lanzar reproches, insultos, opiniones subjetivas, etc.
Sobre el mismo tema, la captura y tenencia de fringilidos, en La Rioja conozco todos los años avisos sobre supuestos infractores relacionados con esta cuestión y, nuevamente, la desinformación rodea la mayoría de los casos.

RED ABATIBLE LISTA PARA LA CAPTURA DE FRINGILIDOS

Sobre la captura y tenencia en cautividad de fringílidos silvestres lo primero que hemos de considerar es la inclusión de las distintas especies en alguno de los anexos del CITES (Convención sobre el comercio internacional de especies amenazadas de fauna y flora silvestres), a fín de conocer si esas especies son capturables y si el comercio de las mismas se puede realizar atendiendo al anexo en el que se encuentren. Los fringilidos que se suelen tener en cautividad en España son el Pinzón Vulgar Fringilla coelebs, el Jilguero Carduelis carduelis, el Lúgano Carduelis spinus, el Verderón Común Carduelis chloris, el Pardillo Común Carduelis cannabina y el Verdecillo Común Serinus serinus, más raramente también el Pinzón Real Fringilla montifringilla, el Verderón Serrano Carduelis citrinella, el Camachuelo Común Pyrrhula pyrrhula, el Piquituerto Común Loxia curvirostra y el Picogordo Coccothraustes coccothraustes. Ninguna de estas especies se encuentra según CITES con un grado de amenaza suficiente para impedir su captura y comercio, por lo que en principio estas especies a escala mundial podrían capturarse y ser comercializadas.

JILGUEROS Carduelis carduelis

Pasando de la normativa mundial a la europea, dentro de esta el Convenio de Berna prohibe la captura entre otras muchas especies, de fringilidos silvestres en la UE, si bien establece una escepción a esta prohibición cuando se autorice por causas de "cría en cautividad", escepción esta no suficientemente detallada pero que tenía su origen en la posible necesidad de capturar ejemplares de especies no cazables con el fín de formar parte de programas de cría en cautividad para la conservación de las mismas.
Las competencias en temas de captura de especies de fauna silvestre dentro de la UE recaen en cada uno de los estados que la componen y en el marco español, los fringilidos silvestres no son en principio especies cinegéticas ni comercializables según legislación propia, pero en España la competencia real en estos temas recae en las Comunidades Autonómas, que si bien deben cumplir la normativa básica europea y estatal, son quienes en realidad gestionan la actividad de la captura de fauna silvestre.
Dada la larga tradición de captura y tenencia de fringilidos para canto por parte de la población española, numerosas comunidades autónomas españolas autorizan la captura de fringilidos silvestres, pero no su comercialización, enfocada a miembros de asociaciones de cría de pájaros de canto, amparandose en la escepción de la norma europea que permite la captura de ejemplares cuando estos se dediquen a la "cría en cautividad", aún cuando en la práctica la mayoría de los fringilidos así capturados no se dedican a la cría y mucho menos a programas para su con servación. Como consecuencia de estos permisos de captura autonómicos, España tiene pendientes diversos procesos en Europa por denuncia de diversas organizaciones conservacionistas.
Pero en tanto no se resuelvan los procesos abiertos, las comunidades autónomas españolas que autorizan la captura y tenencia de fringilidos silvestres siguen autorizando esta actividad; en concreto La Rioja cada año expide casi un centenar de autorizaciones para la captura de fringílidos silvestres (aquí sólo Jilguero, Verderón Común, Pardillo Común y Verdecillo Común), establece los cupos de captura, los métodos (sólo red abatible), las épocas y las condiciones de caza, no autorizando sin embargo la comercialización de los ejemplares en ningún caso.

PAREJA DE VERDECILLO COMÚN Serinus serinus

Por todo ello, tenemos una situación en relación a la captura y tenencia de fringilidos silvestres que en La Rioja (como en otras Comunidades Autónomas), sería la posibilidad de captura de determinadas especies por parte de miembros de sociedades orníticas autorizadeas pero no su comercialización, si bien los ejemplares de esas mismas especies procedentes del exterior de la UE si podrían comercializarse aquí si contasen con la documentación precisa de entrada expedida por CITES y, al mismo tiempo, también podrían comercializarse los ejemplares de esas mismas especies que aún procediendo de aves silvestres, hayan nacido en cautividad y hayan sido reconocidos como tales por CITES a traves del organismo estatal encargado de ello (SOIVRE).
El problema es que al no necesitar estas especies el marcaje individual de cada individuo exportado para su comercialización, los fraudes para tratar de amparar ejemplares capturados en nuestro país con documentos de importación de ejemplares extracomunitarios está a la orden del día.
La denominada Gripe Aviar ha provocado que desde la aparición de esta enfermedad hasta la actualidad, la importación de aves silvestres como mascotas este prohibida en el interior de la UE, por tanto de momento sólo pueden comercializarse aquí legalmente los ejemplares procedentes de cría en cautividad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario